viernes, 31 de diciembre de 2010

INVIERNO PRIMAVERAL

¿Qué mejor fórmula para despedir el año, que cambiando el tradicional frío y mal tiempo invernal por unos días de sol y playa en la costa gaditana

Pues tal cual. Este año el campus de entrenamiento organizado por la FADO se trasladaba a Caños de Meca donde, por unos días, pudimos olvidarnos de lluvias o heladas y dedicarnos a hacer lo que más nos gusta: "devorar bosque".



Un año más, entrenamientos divertidos y variados fueron una constante a lo largo de todo el campus. En definitiva, muchos kilómetros de orientación por unos bosques privilegiados donde, por primera vez desde hace tiempo, volví a sentirme orientador. Me resultó especialmente interesante el recorrido circular (sólo con curvas de nivel) donde había que ir muy fino. También, cómo no, la primera posta de relevo, en la que volví a sentir lo que es correr engorilado por el bosque. Y, para poner la guinda, el recorrido final, donde empecé a sentirme muy bien en la lectura del mapa a partir de la mitad de carrera.

Como suele ocurrir en estas ocasiones, parece que a uno le saben a poco estas palizas, por lo que enseguida hay que buscar nuevos retos. Así que, para "hacerle hueco a los gambones", esta mañana tomaba la salida en la Carrera del Pavo de Ciudad Real que, a modo de San Silvestre, nos ha ofrecido un recorrido de 7.2 km. dentro del "Parque Gasset". Buenas piernas después de estos días y un tiempo de 25:12, (3:30 m/km), lo cual es un buen indicador de que... seguimos mejorando.

Próximo reto: Cross de Pto. Lumbreras (16-ENE-2011)

FELIZ AÑO y que se cumplan vuestros sueños.

sábado, 25 de diciembre de 2010

2011, UN AÑO PARA EMPEZAR A SOÑAR

Amigos, otro año más que llega a su fin y, por tanto, es tiempo de reflexionar y hacer balance sobre qué ha ocurrido esta temporada.

2010 ha sido para mí un año nefasto en lo que se refiere a la faceta deportiva. El 23 de Enero me rompía en Santa Pola el 5º metatarsiano del pie derecho y, desde entonces, todo fueron problemas. Si a esto le sumamos las oposiciones a secundaria, un esguince importante y una tendinitis rotuliana, el resultado es claro: temporada en blanco. Como no todo puede ser negativo, sí que podemos rescatar los meses de Noviembre y Diciembre, en los que he conseguido entrenar bien y sentar las bases de la preparación física de cara a la próxima temporada.

Lejos de perder la motivación por todos estos obstáculos, 2011 se presenta como un AÑO PARA SOÑAR, en el que aspiro a conseguir un buen nivel físico/técnico pero, principalmente, volver a disfrutar en el bosque

Una vez escuché una frase que creo que debe tener un espacio, hoy, dentro de este blog: 

"Los resultados no son más que una consecuencia derivada del nivel de disfrute que un orientador siente en el bosque"

Ese será mi principal objetivo en esta nueva temporada: disfrutar, disfrutar y disfrutar. Ya vendrán los resultados.

Por último, quiero agradecerte a ti que sigues el blog habitualmente, a ti que lo miras de vez en cuando o a ti que es la primera vez que entras; una FELIZ NAVIDAD y un PRÓSPERO AÑO 2011. Que tus sueños se cumplan en este nuevo año y... que disfrutes.

¡Hasta el año que viene!


lunes, 20 de diciembre de 2010

BAÑO DE BARRO



Barro, lluvia y atletas de la máxima talla mundial fueron los ingredientes perfectos para la 28ª edición del "Cross Nacional Fiestas de la Virgen" de Yecla.

Era mi primer cross, así que después de aparcar el coche me dirigí a inspeccionar el trazado y sondear un poco el tipo de zapatillas que estaban utilizando los atletas de las pruebas anteriores. Había llovido bastante, por lo que en determinadas zonas del circuito se habían creado "piscinas de barro", sobre todo en las zonas de subida y en una de las rectas, que seguían haciéndose más y más grandes a medida que pasaban los corredores.

Durante el calentamiento me dedicaba a observar embobado a corredores como Mesel, Sergio Sánchez o Pentinel que impresionan mucho más al natural que en la tele. 

En la salida se respiraba un clima general de tensión y nerviosismo, y cuando el "tiraor mayor" dio el trabucazo de rigor, empecé a entender qué es eso de los codazos en las salidas de este tipo de pruebas. Salida muy rápida que, inconscientemente, me empuja a adquirir un ritmo demasiado fuerte y que me iría pasando factura.

Después de 2-3 km. las sensaciones no son buenas, voy demasiado rápido y mi organismo se colapsa, así que bajo un poco el ritmo, y me adelantan algunos corredores. Poco a poco voy entrando en carrera y las sensaciones van mejorando, aunque el barro y la dureza del circuito me hace sufrir bastante en las tres subidas de cada vuelta.
Pasado el bache inicial, me sitúo en un pequeño grupito al que me cuesta seguir en algunas zonas.

A dos vueltas del final, me dobla Mesel rodando a menos de 3 m/km, y a continuación El Kalay y Sergio Sánchez. En ese momento sólo acertaba a pensar que, sólo por ver a esas máquinas pasar así, merecía la pena estar allí.

De ahí al final, intenté seguir sufriendo y mantener el ritmo, pero me seguía costando muchísmo rodar cerca de 4 m/km. Por fin,  después de algo más de 10km llego a meta con un tiempo de 40´, y verdaderamente agotado.

En frío, y tras analizar constructivamente mi discreta actuación, pienso que este tipo de pruebas son perfectas para seguir cogiendo forma física de cara a la próxima temporada. Aunque ya esperaba encontrarme algo mejor, creo que el entrenamiento va por buen camino y que sigo mejorando cada día. También me sirve para poner los pies en el suelo y seguir siendo consciente de que el camino a recorrer es aún muy largo y que sólo estamos al principio del viaje.

¿Y AHORA QUÉ?

Pues, para empezar, una semanita de entrenamiento.

Después, del 26 al 29 de Diciembre campo de entrenamiento en Caños de Meca (Cádiz).

Y el día 31, la Carrera del Pavo en Ciudad Real.

¡No está mal el plan!


lunes, 13 de diciembre de 2010

HASTA LA CRESTA, TODO ES GALLO

Esta ha sido una buena semana en lo referente al entrenamiento, y en la cual, parece que ya me he recuperado por completo de la Media Marathon. Un par de buenos rodajes, otro día de series y, el Jueves, entreno en el "Coto de las Maravillas" que, como pude comprobar por primera vez, hace honor a su nombre.

El Domingo, y para terminar la semana con buen pie, regresaba al bosque para participar en la penúltima prueba de la Liga Regional de Orientación, que tenía lugar en el bonito paraje de la "Cresta del Gallo", y desde el cual pudimos disfrutar de unas espectaculares panorámicas de la capital murciana.

Aunque el mapa en cuestión no ofrece una gran dificultad técnica, el club CUCO nos planteó un trazado divertido, exigente físicamente y aprovechando bastante las posibilidades del terreno. Tuve buenas sensaciones desde el principio, adoptando un ritmo bastante competitivo con el que me encontraba cómodo en la lectura del mapa. Un poco sorprendido por verme tan suelto con tan pocos entrenos en el bosque, fui completando el recorrido con un tiempo final de 45´31". Como nota negativa, apenas un par de errores en los controles 13 (45") y 15 (40") por no definir bien, y falta de fuelle al final de la carrera (tramo 18, 30").                                                                


Aunque aún el camino es muy largo, empiezan a verse los progresos. El próximo Domingo, otro pequeño reto: "Cross Fiestas de la Virgen" (Yecla).

Ya os cuento...





viernes, 10 de diciembre de 2010

YO, ME SIENTO ESTÚPIDO

Cada vez que surge un nuevo caso de dopaje en el Deporte me invade una gran sensación de tristeza, pero cuando ese caso toca directamente a deportistas españoles a los que he seguido con admiración, a los que he animado a horas intespectivas y con los que he vibrado en numerosas ocasiones, esa sensación de tristeza se entremezcla con otra de profunda estupidez

Yo, hoy, me siento estúpido por creer que en el deporte profesional existe el juego limpio, que esos deportistas que admiro (o admiraba) son un ejemplo para los chavales y un espejo en el que mirarse para adquirir nobles valores. Esos deportistas que pasean por el mundo la bandera de nuestro país, nos hacen sentir orgullosos, identificados con unos ideales, para luego decepcionarnos hasta límites insospechados.

La realidad es cruda, pero no seré yo, ahora ni nunca, el que defienda a un tramposo, a una persona que vende una imagen de esfuerzo, sacrificio y deportividad,  mientras que luego se dedica a suministrar EPO a otros deportistas de élite. De acuerdo, contemos con la "presunción de inocencia", pero experiencia e intuición me dicen que: "cuando el río suena..."

Yo, hoy, seguiré entrenando con ilusión, sacrificio y deportividad, sin mirarme en el espejo de ningún deportista profesional, y aspirando tan sólo a mejorar y poder ser un ejemplo para los chavales y trasmitirles los verdaderos ideales del deporte, esos que hoy están tan desvirtuados.

Yo rechazo tajantemente cualquier tipo de dopaje, yo, me quedo con los spaguetti.




viernes, 3 de diciembre de 2010

10 AÑOS DESDE LO DE SANTO TIRSO (PORTUGAL)

Hoy día 3 de Diciembre de 2010 se cumple un peculiar aniversario, y es que hoy hace 10 años que me rompí el brazo en Santo Tirso (Portugal).

Era un Campeonato Ibérico en el que participaba representando a la selección española y donde llegaba muy bien de forma (para tener 16 añitos) y con muchísima ilusión en mis primeras participaciones con la selección. Recuerdo que hice una magnífica carrera el primer día ganando la prueba con más de 6 minutos de diferencia sobre el segundo clasificado.

En la carrera del Domingo todo cambió, día desagradable y una lluvia muy intensa. A dos kilómetros de la meta, cuando iba corriendo a media ladera sobre un afloramiento rocoso, resbalé y caí varios metros rodando montaña abajo. Al levantarme, además de estar bastante asustado por la caída, me dolía mucho un "raspón" que me había hecho en el muslo derecho. Pero fue al reaunudar la marcha cuando me di cuenta de que algo no iba bien... llevaba el brazo "colgando".

En ese momento, recuerdo que sólo pensaba en seguir la carrera, me coloqué el brazo entre los imperdibles del dorsal y lo intenté inmovilizar con la cinta de la cabeza. Sólo puede hacer un control más porque el dolor era cada vez mayor. Fue entonces, cuando fui consciente de que no podría llegar solo hasta la meta, donde estaba la asistencia sanitaria; y gracias al corredor portugués Daniel Pires que, en un gesto de pura deportividad, dejó a un lado su carrera para ayudarme a llegar hasta la ambulancia.

Pues sí, ha llovido desde entonces, pero siempre recordaré aquel gesto deportivo que creo ilustra a la perfección los ideales y valores por los que debemos luchar en el deporte.

Te dí las gracias entonces, y lo vuelvo a hacer 10 años después: "Obrigado, Daniel" 


miércoles, 1 de diciembre de 2010

VÍA LIBRE

Aunque aún no lo quiero decir demasiado fuerte, creo que las cosas comienzan a mejorar. Ya han terminado las sesiones de fisioterapia y las molestias parecen haber desaparecido por completo. Las semanas van pasando con normalidad e, incluso, he empezado a hacer algunas series no demasiado intensas.

Como decía en mi anterior entrada, me planteé como objetivo a corto plazo para mantener un poco la motivación, correr la XXIII Media Marathon de Lorca, despreocupado por el tiempo y buscando sensaciones de comodidad y confort en la zancada.

Y así fue, el pasado Domingo tomaba la salida con la idea de rodar sobre 4.15-4.20 m/km y llegar "entero" a los últimos kilómetros. Pero mis piernas no opinaban igual, y unido a las ganas que tenía de demostrarme a mí mismo que estaba recuperado, rodé los primeros 10km por debajo de 4.10 m/km. Pero aún había más, y cerca del kilómetro 11 me quedé completamente sólo tras pasar al último grupito y, por delante, muchos metros de asfalto sin referencias de corredores. Es en ese momento cuando comienzan las dudas: ¿es mejor bajar el ritmo a acomodarme al grupo anterior?, ¿soy capaz de mantener el ritmo?. ¿lo pagaré al final?...  Nada más lejos, miro al frente, sigo sin volver a dudar y, en contra de lo que pensaba, séguía aumentando el ritmo a 4.05-4.00 m/km.

Allá por el 16 empiezo a recoger "auténticos cadáveres desfondados" y yo como una moto bajando incluso de 4.00 m/km (¡cuánto tiempo hacía de eso!). Paso el 20 y vía libre hacia meta, último kilómetro en 3.40s. y un tiempo final de 1h.25.40 que me deja un estupendo sabor de boca y la certeza de que las cosas están mejorando y que pronto podremos estar a un buen nivel.

Ahora, a corto plazo, voy a empezar a tocar mapa, rodar por el bosque y comenzar con las series de manera estructurada. El día 12 una carrera de liga en "La Cresta del Gallo" y el 19 mi primer cross (el archiconocido "Cross de Yecla").

Me despido, hoy sí, con la moral por las nubes.